Recetas de Cocina: LECHE DE ALMENDRAS


Hola! Empezar el día con una leche vegetal tal vez no sea tu primera opción. Te sugiero que lo pienses... es una opción saludable, libre de colesterol, una gran alternativa para los desayunos de grandes y chicos. Hasta podrías cocinar con ella, sustituyendo la leche de vaca. Aquí te dejo la receta, ya que es muy sencilla de hacer, y si la compras ya lista es muy costosa.

INGREDIENTES
1 taza de almendras peladas
1,5 litros de agua
pizca de sal
1 cudharadita de sal


MODO DE PREPARACIÓN 
Para que la leche quede bien blanca, es recomendable que le quites la piel marrón que las recubre. Para eso hay dos maneras de hacerlo. Una de ellas es dejar en remojo desde el día anterior las almendras en agua. Al otro día si las apretas, la piel de desprende y obtienes almendras bien blancas. La otra manera es remojando por 5 minutos las almendras en agua hirviendo. La diferencia entre ambas técnicas es que con la primera logras activar a la almendra, obteniendo así las mejores propiedades de ella, pero la leche dura menos. Cualquiera de las dos maneras te sirven para hacer la leche de almendras.
Luego coloca las almendras en la licuadora y agrega la sal, el azúcar y 1 litro de agua. Licua por 2 minutos, hasta conseguir un líquido homogéneo y blanco, de igual aspecto que la leche de vaca. Pasa ese líquido por un colador al que le puedes poner un filtro de café o una tela de punto apretado, para así filtrarla. La pasta residual que quedará, colócala nuevamente en la licuadora y agrégale el resto del agua. Licúa nuevamente y fíltrala como lo hiciste anteriormente. Y listo! Ya tienes pronta la leche de almendra. Dura en la heladera 5 días. Con el residuo que queda, puedes hacer queso vegetal... pero eso es otra receta...